20190208_190304

Con la pintura busco placer, gozo, erotismo: Maximiliano Pérez Aquino

OAXACA, Oax. (sucedióenoaxaca.com).- A sus 70 años, Maximiliano Pérez Aquino se muestra como un hombre activo, arriesgado en su propuesta plástica. “Me quedan pocos años de vida y tengo que trabajarlos al máximo”, dice convencido.

“Tomo la vejez como esa facultad de repensar la vida, hacer lo que antes no lograste, cumplir sueños, pensar en el futuro”, agrega.

El artista plástico vuelve a Oaxaca para exponer en Galería Larimar -Juárez 500-, del 9 de febrero al 8 de marzo, Paisajes de estío, 17 piezas en técnica mixta, algunas realizadas para disfrutarse con la vista, y el tacto.

-¿Por qué en técnica mixta?

-Porque hay más posibilidades para acercar la pieza al espectador, Paisajes de estío viene de una exposición en el Museo del Niño en Ciudad de México, en los museos te advierten que las piezas no las puedes tocar porque se dañan; quería compartir la pintura con públicos remotos, niños y personas con capacidades diferentes –invidentes-, utilicé madera, tela, cuerdas, percusiones, filamentos para que se pudieran tocar y escuchar para así resaltar la presencia plástica.

-En algunas piezas utilizas huesos de fraile

-Sí, los ayoyotes, instrumentos de percusión, cascabeles aztecas, también incluyo campanas y cencerros, intento sacar la pieza de la comodidad de lo visual; también utilizo, para esta exposición la escultura.

-La música está presente en tu trabajo plástico.

-Una de mis pasiones es la música. Aprendí a tocar dos instrumentos que me van complementando, clarinete y saxofón. Practico la música en espacios efímeros; cuando necesito descanso de los pinceles, descanso con una fuga, un recurso que me lleva al reposo del alma.

-El trabajo te acerca a una plenitud.

-Como todos los cuerpos sensibles, con el trabajo busco placer, gozo, erotismo, las expresiones artísticas tienen su carga erótica.

-¿A qué edad fue tu acercamiento a la pintura?

Soy oaxaqueño, de Ixtlán, estuve en Italia a los 12 años, allá hice mis primeros estudios de la pintura, pero la abandoné; en 1991 retomé el arte, pude volver, muchos no vuelven, antes me gané la vida como director de producción de revistas como Hombre de Mundo, Cosmopolitan, Buen Hogar.

-¿Por qué Paisajes del estío?

 –Por el verano, la luz del verano, intensa y en agonía.

Se interrumpe la entrevista, lo llaman para el acto inaugural de la exposición. Han llegado a la galería el cónsul de Francia en Oaxaca, Jeremy Maimbourg; la subsecretaria de Cultura, Leticia Valle; otros artistas oaxaqueños como Fulgencio Lazo y Miguel Alvarado,

Máximiliano dice, antes de despedirse: “Vivo de mi obra, he avanzado”.




No hay comentarios

Añadir más