21585941_10214217760696297_2101120730_o

La “Ventura”, biblioteca donde se ríe, se canta, se lee y se escribe

OAXACA, Oax. (sucedióenoaxaca.com).- A reivindicar “el derecho inalienable de las niñas, los niños y de todo individuo al juego, al goce, al baile, a la fiesta”, exhortó la presidenta del Fondo Ventura , Vania Reséndiz Cerna, durante la celebración del primer aniversario de la Biblioteca Profesor Ventura, que reabrió sus puertas en septiembre de 2016 tras haber sido entregada en comodato a esta organización civil por el Ayuntamiento de la ciudad.

“El arte, los libros y la animación cultural pueden transformar a los individuos para que estos sean a su vez agentes de cambio en su comunidad”, agregó Reséndiz Cerna ante habitantes de San Martín Mexicapam, donde se encuentra el recinto, y ante los padrinos del festejo, los escritores Tanya Huntington y Francisco Hinojosa.

A continuación las palabras íntegras de la activista cultural quien hizo votos porque “venir a la biblioteca se convierta en algo imprescindible”. Después de todo, una biblioteca es mucho más que un contenedor de libros.

Bienvenidas y bienvenidos todos

Me da mucho gusto ver que podemos reunirnos aun ante la catástrofe, que estamos unidos en comunidad para enfrentar los retos que tenemos frente a nosotros, haciendo presente nuestra capacidad de unión y fuerza.

No ha pasado tanto tiempo desde que el Ayuntamiento de la ciudad de Oaxaca otorgó a Fondo Ventura este hermoso recinto en comodato. Quizás, a mí me ha parecido muy poco tiempo por la cantidad de actividades que hemos desarrollado en lo que hoy, podemos decir muy orgullosos, es una realidad que camina y que palpita en el corazón de la comunidad a la que pertenece.

Hablo en nombre de todo el maravilloso equipo del Fondo Ventura cuando digo que esta biblioteca representa de manera muy particular el espíritu de nuestro Fundador y de quien toma su nombre. Desde su puesta en marcha hemos aprendido a trabajar desde la humildad y la solidaridad en medio de un entorno que nos ha enseñado tanto cada día y nos impulsa a seguir. El reto ha sido transformar la idea de que las bibliotecas son depositarias de libros y prestadoras de servicio, y comprender que en realidad un espacio como este es una fábrica, un laboratorio, un lugar donde las familias se reúnen, donde los amigos se reencuentran, donde se ríe, se canta, se lee y se escribe con la misma alegría con la que se vive, y a veces con la tristeza, la incertidumbre y los obstáculos que nos ayudan a darle sentido a nuestro camino.

En este breve andar hemos gozado de la complicidad de grandes amigas y amigos; cada uno desde sus posibilidades no han escatimado tiempo y recursos para ayudarnos a edificar este sueño. Escritores, talleristas, músicos, cineastas, fotógrafos, cuentacuentos, titiriteros, malabaristas, Fuser, Kevin, Jhesua, Carlos, Javier, Maritza y Oscar, jóvenes que hicieron las bardas para este aniversario, y un ya largo etcétera. Todos ellos están representados en la presencia de nuestros padrinos que nos acompañan a la celebración de este día. Nuestros queridísimos y admirados Tanya Huntington y Pancho Hinojosa, de quienes hemos aprendido tanto y quienes se ligan a partir de hoy a este gran sueño. Muchas gracias por aceptar la invitación al viaje y por navegar con nosotros.

No quiero dejar de mencionar a toda la gente que ha formado parte del equipo de la biblioteca y que hacen un estupendo trabajo. Al día de hoy la capitana de este barco es Elisa Ruiz, quien nos ha dado sobrados ejemplos de su dedicación y compromiso con esta tarea, que les aseguro puede ser muy ruda en su momento, desde poner y quitar sillas hasta montar un equipo de sonido, clasificar y mantener en el mejor estado nuestro acervo, y por supuesto animar las actividades en las que ya contamos con un público que se va acercando cada vez más, haciendo suyo este recinto.

Este es un trabajo de largo aliento. Nuestro objetivo primordial es consolidar a nuestra querida Biblioteca Ventura como un espacio referencial para la comunidad que le rodea. Que el libro entre en resonancia con distintas actividades artísticas pero que también sea un espacio acogedor para todas y todos, un lugar agradable donde el intercambio sea posible, un espacio abierto. Que, al cabo del tiempo, venir a la biblioteca sea imprescindible, porque creemos que el poder del arte, de los libros y de la animación cultural pueden transformar a los individuos para que estos sean a su vez agentes de cambio en su comunidad. Es posible, se ha hecho; tenemos ejemplos en otras partes del mundo, en sociedades en conflictos, en situaciones de guerra y gran precariedad.

Nuestro país sufre actualmente una marcada crispación social que estamos convencidos puede ser combatida con proyectos como la biblioteca que hoy celebra su primer aniversario. Reivindiquemos entonces el derecho inalienable de las niñas, los niños y de todo individuo al juego, al goce, al baile, a la fiesta. Con grandes compañeros como Elisa, Karen, Pris, Meli, Andy, Xoch, Mich, Ari, Fati, Rebe, Lauris, Ely, Dani, Luis, Tenoch, Analilia, Belén, Juan Carlos, Cristina, Evangelina, todo el estupendo equipo de Proveedora Escolar, con cómplices como Pancho, Tanya y todos ustedes, creo que vamos por el buen camino.

Muchas gracias y felicidades a todos.

 




No hay comentarios

Añadir más